Busqueda de noticias

Aliados: Depositphotos

Aliado: Depositphoto

¿Qué pasa con la seguridad en Fusagasugá, Cundinamarca?

Congreso 2

Por: Luis Hurtado

Por un lado, el Secretario de Gobierno, Miguel Antonio Peña asegura que para este año los indicadores del crimen  bajaron con relación a los índices de inseguridad que maneja la Policía de Cundinamarca con respecto a Fusagasugá para el 2019. 

Mientras que tres concejales de la Ciudad Jardín, Gustavo Mejía Medina, Andrés Felipe Porras y Jorge Armando Rodríguez, aseveran a unísono que Fusagasugá, actualmente, es la segunda ciudad más peligrosa del departamento después de Soacha. 

En tercer lugar, está la ciudadanía, en el limbo y sin respuestas. 

 

Redacción: Luis Enrique Hurtado R.

Recientemente las denuncias por focos de inseguridad en diferentes comunidades de Fusagasugá acaparó la atención de la opinión pública, que consecuentemente a través de Noticias Día a Día dejaba saber la molestia por el crecimiento de la criminalidad en sus sectores.

Las dinámicas delincuenciales pasaron del popular «raponeo» a acciones vandálicas mucho más organizadas a nivel criminal.

Delincuentes, según la opinión de las víctimas, organizaron un modus operandi donde los desadaptados sociales, se introducen las casas para hacerse dentro de otros objetos de valor, de dinero en efectivo, generándose en la urbe, estructuras hamponiles dedicadas a los que hoy se conoce como “atracos a domicilios”.

Grandes sumas durante el mes de agosto (para ser más cercanos a la fecha de los hechos), variaron de 1 millón hasta los 11 millones; fueron sustraídos en hogares de familias trabajadoras de la capital de la Provincia del Sumapaz.

No se quiere con este trabajo informativo hacer apología del delito y bajo ningún concepto justificarlos; la descripción de las informaciones corresponde enteramente a las manifestaciones de alarma que exclaman los fusagasugueños. Esos hombres y mujeres que día a día se esfuerzan con empeño por conseguir recursos económicos para sobrevivir y salir adelante, más en este tiempo de pandemia por Covid-19; quienes además por sentirse desasistidos gubernamentalmente, acuden a los diferentes medios de comunicación buscando sean escuchados de alguna manera.

En ese contexto, con el merecido respeto de nuestros entrevistados, la Coordinación de Comunicación y Producción de Noticias Día a Día, acudió a las fuentes oficiales para buscar respuestas institucionales con relación a esta realidad, concluyendo que, en Fusagasugá la seguridad tiene tres caras.

Cara Uno: Secretaría de Gobierno de Fusagasugá

A la interrogante de qué pasa en materia de Seguridad en Fusagasugá y sobre la mesa de diálogo se cuestionó sobre los planes que ejecutará la Administración Municipal; el Funcionario Público, Miguel Antonio Peña (Secretario de Gobierno, Seguridad y Convivencia), manifestó que “ lo ideal y el sueño es que no pasara nada, pero por la pandemia y el hecho de que Fusagasugá sea un cruce de caminos es inevitable la inseguridad”.

Sin embargo, con respecto a los robos millonarios ocurridos en la Ciudad Jardín, dijo que “he investigado a través de la Policía Nacional y no hemos encontrado denuncias”, remarcando que la ciudadanía no está reportando tales crímenes frente a las Autoridades Judiciales.

En ese contexto, Peña manejó cifras que, según su opinión, son resultados estadísticos que facilita la Policía de Cundinamarca, a través del Sistema de Información y Estadísticas de la Policía Nacional, con relación al departamento y discrimina cada uno de los municipios que lo integran.

Así, afirma que Fusagasugá “debe estar tranquila”, pues en comparación con el año 2019; todos los indicadores bajaron para este año 2020.

En tal sentido compartió datos donde afirma que, en cada escenario de evaluación, los delitos se redujeron; tomando en cuenta los hechos sucedidos desde enero hasta agosto de 2019 y comparando los números en ese mismo periodo de tiempo en 2020.

Con ellos, los homicidios bajaron 20%, accidentes de tránsito -40%, lesiones personales -40%, hurto a personas -20%, hurto a residencias -38%, hurto a comercios -26%, hurto de automotores -46%, hurto de motocicletas -46%, abigeato -17%, secuestros -100%, extorsión -21% y delitos sexuales 45 por ciento menos que el año pasado.

El Secretario de Gobierno de Fusagasugá informó que solo se tuvo un leve incremento en el robo de celulares: el año pasado fueron hurtados 116 y este año van 128.

El representante de la Administración “Con la Fuerza de la Gente”,  agregó que dentro de los propósitos de este Gobierno Local que lidera Jairo Hortúa, ya se tienen proyectos orientados a mejorar la protección de los ciudadanos, dentro de ellos la compra de motocicletas para la Policía Nacional, fortalecimiento de los cuadrantes, inversiones para la formación de nuevos policías patrulleros, creación del grupo FUSA (Fuerza Seguridad y Acción), y además una aplicación móvil para denuncias que se llamará FusApp.

Cara Dos : concejales de la Corporación Municipal

Exponiendo serias debilidades en la Administración Municipal que encabeza Jairo Hortúa, los concejales Gustavo Mejía Medina, Jorge Armando Rodríguez y Andrés Felipe Porras Piraquive; salieron al paso a las declaraciones del Secretario de Gobierno, Miguel Peña, afirmando que no es sincero en sus balances.

El primero en hacer oposición al tema fue Gustavo Mejía Medina, quien asegura que de acuerdo a información que maneja la Secretaría de Gobierno y la Secretaría de Seguridad y Orden Público en el departamento de Cundinamarca; al mando de José Leonardo Rojas Díaz y Juan Carlos Barragán Suárez, respectivamente, el  Informe Departamental de Seguridad sitúa a Fusagasugá como la segunda ciudad más peligrosa de la región, de acuerdo a la ocurrencia de delitos ocurridos desde enero hasta julio de 2020. La primera ciudad es Soacha.

Agrega al mismo tiempo que es preocupante la situación debido que la Ciudad Jardín en materia de inseguridad, esta por encima de municipios con registros poblacionales más numerosos como Girardot, Facatativá y Zipaquirá.

Medina indicó que filtrando la información con los 10 municipios que integran la Provincia del Sumapaz, Fusagasugá esta en el primer puesto para los siguientes delitos: abigeato, amenazas, delitos a bienes ajenos, delitos sexuales, estafa, extorsión, homicidios, hurto a comercios, hurto a personas, robo de autos y motos, lesiones personales, microtráfico y violencia intrafamiliar.

Remarcó que “con todo respeto el Secretario de Gobierno debe dejarse de discursos románticos y si no esta preparado para el cargo, dar un paso al costado y dar la oportunidad a otra persona que, si desee trabajar por el municipio”, concretó.

En ese mismo orden de ideas, el incorporado Jorge Armando Rodríguez, sumó que lamenta que para evadir sus responsabilidades el representante de la Administración Municipal (Miguel Peña), recurra a señalamientos y “no haya entendido cuál es la función de los concejales”.

Enfatizó que el único interés que tienen es sacar al municipio adelante y que no se debe seguir manejando la misma opinión de “cuotas políticas” y “excusando sus irresponsabilidades con el discurso de la pandemia”, juzgó.

Rodríguez considera que falta mano dura y mucho más trabajo de campo y contacto con la comunidad.

Asimismo, Andrés Felipe Porras Piraquive, denunció que llevan ocho meses en la Administración Municipal “y no han hecho nada”.

Dijo que actualmente el componente policial de Fusagasugá es de 30 agentes y 10 auxiliares “ellos no tienen la culpa, no dan abasto para atender los más de 200 sectores y 33 veredas”, subrayó.

Añade que se deben buscar articulaciones para mejorar y hablarle con la verdad al pueblo. “Así como se gastó el alcalde 130 millones de pesos para campañas comunicativas, debe informar correctamente a la comunidad”, sentenció.

Cara Tres: El Ciudadano

Incontables son las denuncias por ocurrencia de delitos que llegan a Noticias Día a Día, desde los barrios de Fusagasugá. Aunque las manifestaciones públicas y el clamor para que se tomen cartas en el asunto, son hecho de noticias; tal parece que eso queda allí, navegando entre la desasistencia y falta de voluntad institucional, a la par de los cuestionamientos y señalamientos desde los «factores de poder» sobre  los medios de comunicación que se atreven a publicar estas situaciones sociales.

A decir verdad, esto parece a un episodio de la Seguridad en Fusagasugá, donde la comunidad tiene un rostro condenado a sobrevivir desfigurado.

Emserfusa E.S.P

Emserfusa E.S.P

Noticias dia a dia