La Gobernación de Cundinamarca y la Superintendencia Financiera de Colombia (SFC), lanzan una alerta y esta vez es por la aparición de nuevas organizaciones ilegales que se prestan para la estafa de los ciudadanos.

Según informa las instituciones, son grupos que, bajo falsas promesas de cuadruplicar inversiones, captan el dinero de personas y los involucran en una especie de pirámide.

El director de Control del Ejercicio Ilegal de la Actividad Financiera de la SFC, José Camilo Torres, explicó que “por diferentes medios como páginas Web, chats, redes sociales, volantes o de manera personal, se ofrece  para participar en pirámides promocionadas en los municipios como causas para colaborar con el compañero, el amigo, el familiar y que consiste en dar una cuota para ingresar al esquema, con un valor que oscila entre $10.000 y $5.000.000, con el compromiso de traer más personas que hagan lo mismo”.

Esta es una de las formas más comunes de captación ilegal de recursos en la cual, bajo la promesa de otorgar un rendimiento o rentabilidad de hasta ocho veces el valor aportado en un corto plazo, las personas se animen a invertir un dinero que al final se pierde.

Importante resaltar que la SFC ha adoptado, en el último año y medio, seis medidas administrativas por captación ilegal frente a las personas identificadas como responsables de estos esquemas piramidales.

¿Dónde se han detectado estas prácticas ilegales?

Miriam Caldas, asesora de la Secretaría Jurídica de Cundinamarca dijo los municipios en los que se ha detectado la presencia de estas actividades ilegales son Cachipay, Facatativá, Girardot, Chocontá y Chía.

Estas acciones están tipificadas en el artículo 316 del Código Penal y establecen una pena privativa de la libertad de 10 a 20 años de prisión.

*Espacio publicitario