Publicidad

“El fin de una era política”

Presidenciales, Colombia
Compartir
Compartir

Los vicios, la mentira y el engaño no tienen espacio en la nueva era. Prevalecerá el equilibrio social, la justicia, el entendimiento y el humanismo como base de la sociedad. Ahora triunfará la voluntad de un pueblo

 

Por: Bernabé Gámez Hernández

Podría convertirse en un acontecimiento profético el fin de esta era planetaria, forzado por la misteriosa aparición de un virus letal, que con el tiempo produjo miedo, pánico, desesperación y un encierro de la humanidad que parece interminable.

Ningún ser racional de esta sociedad contemplaba la posibilidad de encontrar en el camino semejante situación tan tormentosa en un mundo caracterizado por la descomposición generalizada, la injusticia, las posiciones dominantes y la pérdida de valores propios de esta existencia enrarecida por las libertades individuales.

La juventud actual jamás dimensionó lo que podría suceder, todavía no encuentran una explicación lógica porque la pandemia no hacía parte de su agenda, en este tormentoso camino de la existencia y hoy observa con asombro las características apocalípticas de lo que está ocurriendo.

Se puede concluir que estos jóvenes, muchos superdotados, otros inteligentes y algunos con una gran sabiduría, aún no encuentran el rumbo de la nueva era.

Seguramente tendrán que recorrer escenarios virtuosos, donde los grandes pensadores señalen los principios filosóficos que servirán de marco para construir el próximo concepto de humanidad.

Analistas y observadores ya se encuentran señalando el juicio de responsabilidades ¿Qué ocurrió?  ¿Porque y quienes fueron los autores de esta crisis de la salud en el mundo?

EL RUMBO MUNDIAL

Colocar todo lo ocurrido en la punta de una pluma, sería impreciso y muy difícil de llevarlo a una lectura profunda en los días venideros.

Por esta época, grupos de avivatos utilizan las páginas del Internet para crear pánico entre quienes observan sus mensajes con falsas profecías que no hacen parte de las escrituras bíblicas.

En cuatro líneas sería complejo entrar en un tema de tanta responsabilidad. El jefe de la cristiandad, el papa Francisco, los presidentes Trump de los Estados Unidos y Putín de Rusia, aunque testigos de estos episodios, difícilmente podrán ser los artífices de la nueva era que por razones naturales ya no podrán transitar en el amplio contexto de vida.

¿Será acaso la generación que estaba esperando la humanidad desde hace muchos años, la que va a construir el modelo de sociedad que será la carta de navegación para reorientar la cristiandad que en su conjunto quiere una vida de esperanzas y satisfacciones?

Habría que mirar las teorías a nivel mundial para ajustarlas a las naciones que hacen parte de todos los continentes. Culturas, credos, razas, lenguas y filosofías constituyen el enunciado que va a encontrar el mundo contemporáneo.

Europa, Norteamérica, Asia, África y América Latina tendrán que lanzar figuras con unos liderazgos marcados por la sensibilidad humana y los principios ajustados a los mandamientos del todopoderoso.

Los credos religiosos marcarán la doctrina que será fundamental al interior de cada ser humano. El fundamentalismo y los dogmas no darán lugar a nuevas guerras religiosas que alteraron la paz y la concordia en tiempos inmemoriales.

ECONOMIA Y EMPLEO

Organismos internacionales indican que en el mundo más de cuatrocientos millones de personas perdieron sus empleos y según la CEPAL, en América Latina, unos cincuenta millones de empleados y trabajadores quedaron sin ocupación.

Países como España, Francia y Alemania, que forman parte de la Unión Económica Europea, hablan de millones de euros para recuperar la economía en ese continente.

Se estima que el euro mantendrá su vigencia como la más dura y poderosa moneda para mantener los procesos de desarrollo en países considerados como los reyes de todas las culturas universales.

Los norteamericanos difícilmente se desprenderán de sus concepciones dominantes y seguro la política será compartida y manejada por demócratas y republicanos, que intercambian el ejercicio del poder según el comportamiento y la dirección a quienes elijan presidente de la Nación.

El dólar mantendría su vigencia en los escenarios más importante de la vida de muchas naciones.

AMERICA LATINA

La Comisión Económica para América Latina, CEPAL, estaría dando a conocer unas cifras sobre desempleo en esta región elevando escandalosamente los niveles de pobreza, particularmente, en el área central y del Caribe.

Nicaragua, Honduras, El Salvador y Haití, entre otros países pequeños, pero con unas economías muy débiles y con escasas oportunidades de mercado en el renglón de exportaciones.

El Banco Interamericano de Desarrollo, BID, ha manifestado su preocupación por los niveles de desempleo y también advierte que la recuperación tardará unos cinco años en esta región del planeta y señala la necesidad de que los gobiernos modifiquen sus estructuras y modelos para que regrese la confianza de los inversionistas de cualquier país del mundo.

Jamás se podrá pensar en retomar los esquemas de Lula Da Silva, en el Brasil; Rafael Correa en el Ecuador; Evo Morales en Bolivia, Michelle Bacheler en Chile, la familia Fujimori en el Perú, países mal gobernados, sacudidos por una inconformidad popular generalizada y un descontento que los ha llevado a situaciones de hecho.

Por su parte Nicolás Maduro en Venezuela es considerado una vergüenza mundial.

Colombia es una de las democracias más sólidas del continente y su manejo económico antes de la pandemia, apuntaba a un crecimiento de los más altos de la Región.

LO QUE VIENE

Para reorientar los estados habrá que pensar en nuevos ídolos, no prohombres, seres humanos dispuestos a construir una nueva sociedad puesta a prueba por el virus que todavía amenaza a la humanidad.

Habría que respetar integralmente las acciones políticas y de Estado de los Santos, Uribes, Gavirias, Samper, Pastrana, Barrera, Márquez, Robledo, Petro, Benedetti, Mockus, Cepeda, Andrade, en fin, quienes en su momento ejercieron el poder con virtudes y defectos, pero que hoy ya no tienen vigencia sus postulados filosóficos.

El país reclama con toda decisión la presencia de unas figuras que no estén contaminadas por los vicios, la corrupción y la politiquería.

Mujeres y hombres con un fuerte poder intelectual y moral capaces de construir el país que estamos anhelado con justicia, satisfacciones y alegrías como muestra inequívoca de la plena vigencia del estado social de derecho.

Un interesante abanico de presidenciales estaría integrado por: Juan Carlos Pinzón, exembajador en Washington y exministro de la defensa, es un personaje sin tanto abolengo y sin la fantasía perfumada que alegra el sentimiento de incautos ciudadanos cuando tienen que tomar una decisión frente a una tarjeta electoral.

Tiene carácter y temperamento suficiente para gobernar un país con tantas dificultades como el nuestro.

Federico Gutiérrez, ex alcalde de Medellín y un dirigente de gran talla nacional, Dilian Francisca Toro, Ex senadora y ex gobernadora del Valle, una mujer bien interesante en el liderazgo nacional y Alejandro Char, considerado el mejor alcalde colombiano y con la imagen más alta en los sondeos de opinión, barranquillero y un excelente ejecutor de los asuntos públicos.

“En la nueva era, triunfara la voluntad de un pueblo

 

 

Día a Día TV

Cundinamarca lidera propuesta social para reactivar microempresas

VIDEO. En iniciativa que pareciera tener ribetes “fantasiosos” en el escenario colombiano, la administración seccional lanzó propuesta encaminada a tenderle

Banca, inmune a covid

No es bronca, es asco. No hay derecho que en plena pandemia, frente a la angustia financiera de empresas y

Venezolanos intentan robar furgón en Albán, Cundinamarca

Uno de ellos fue capturado en acción de la Policía que reaccionó tras ser alertada por la víctima. El caso

Accidente deja militar muerto en Puerto Boyacá

Falleció el sargento segundo Plácido Jaimes Rojas, conductor del automotor siniestrado; con lesiones resultó el sargento viceprimero Ricardo Alberto Niño