19
Jue, Oct

Sensible baja de captaciones ilegales en el río Bogotá.

Cundinamarca

Disminuyó en un 90% de acuerdo al reporte entregado por Plan de Mando Unificado, PMU, de la cual forma parte la CAR,  la mayoría de las cuales fueron realizadas de manera voluntaria por quienes habían incurrido en la práctica ilegal. Los trabajos de persuasión fueron efectivos comentó una de las autoridades que interviene en el proceso que realizó la evaluación al 5 de mayo pasado.

 

Las estrategias fueron puestas en marcha a raíz de la   reciente crisis energética que amenazó con provocar racionamientos debido a la presencia del fenómeno de la Niña en muy buena parte del territorio nacional.

Resultaron beneficiados con el proceso las represas del Sisga, Tominé y Neusa al embalse El Muña, complejos dedicados en gran mayoría a alimentar la generación de luz.

En primera instancia el grupo procedió con gestiones de sensibilización de las comunidades aledañas a esas formaciones, informándolos sobre los graves problemas ocasionados por la captación ilegal de agua, particularmente sobre el río Bogotá.

A lo largo de los últimos meses fueron detectadas 48 captaciones ilegales en el cual utilizaban motobombas, tractobombas y compuertas de derivación.

Sin embargo fueron aplicadas cinco medidas preventivas con el decomiso de los elementos utilizados en los procesos irregulares.

Loading...